Cómo debemos cuidar nuestra salud y ¿Qué comer si tengo Salmonelosis?

Salud
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

La salmonelosis es una de las infecciones alimentarias más comunes y que normalmente se produce debido al consumo de alimentos o agua contaminados. Los síntomas suelen aparecer 48 horas de haber entrado en contacto con la bacteria salmonella y los más habituales son dolor abdominal, diarrea, náuseas, vómitos, fiebre y molestias musculares.

Además de recibir el tratamiento médico oportuno, es sumamente necesario modificar la dieta durante esos días para favorecer la recuperación del paciente y evitar sobre todo su deshidratación. En el siguiente artículo te mostramos qué debes comer si tienes salmonelosis.

En la etapa aguda de la salmonelosis, se presentan síntomas como vómitos y diarrea y, por ello, es fundamental incrementar el consumo de líquido para impedir la deshidratación y reponer todos los minerales que el cuerpo ha perdido. Además, durante los días posteriores se debe seguir una dieta blanda que incluya alimentos ligeros y astringentes para no agravar los dolores estomacales. Las bebidas y alimentos que puedes consumir mientras padeces salmonelosis son:

– Agua, bebidas isotónicas y suero oral (beber a sorbos pequeños en un inicio para no agravar los vómitos)

– Infusiones digestivas como la manzanilla, la tila o la milenrama.

– Agua de arroz.

– Caldo de pollo libre de grasa.

– Carnes magras como el pollo y el pavo cocinadas sin piel hervidas o a la plancha.

– Pescado blanco como mero o merluza preparados a la plancha o hervidos.

– Alimentos suaves como arroz blanco, patatas o zanahorias cocidas.

– Frutas como manzana, plátano, pera, membrillo o melocotón que ayudan a mejorar el tránsito intestinal. Se recomienda consumirlas sin piel.

– Yogurt natural sin azúcar.

– Pan tostado.

 

Pasados los días requeridos realizando este tipo de dieta blanda y una vez que el paciente se sienta mejor, es posible ir añadiendo de forma lenta otros ingredientes habituales a la alimentación. Evitando por supuesto comidas demasiado grasas o picantes, ya que podrían volver a dañar el estómago. Que NO es recomendable comer si tengo salmonelosis.

Asimismo durante los días en los que se sufren los síntomas de la salmonelosis es importante evitar el consumo de alimentos como:

– Vegetales de hoja verde crudos y frutas que sean ricas en fibra, ya que podrían agravar la diarrea.

– Alimentos picantes o muy condimentados y salsas.

– Frutos secos: pistachos, almendras, cacahuates, nueces, etc.

– Leche y quesos grasos.

– Embutidos.

– Bollería y dulces.

– Bebidas estimulantes o gaseosas como el café, el té, los refrescos, etc.

– Bebidas alcohólicas.

No olvides la importancia de cocinar los alimentos de forma ligera evitando la grasa y los condimentos, ya que podría producirse un empeoramiento de los síntomas y debilitar aún más el aparato digestivo. Por ello, la mejor opción es preparar todos los ingredientes hervidos o a la plancha. También es fundamental no ingerir grandes cantidades de comida puesto que dificulta el proceso de digestión.

Inscríbase a través de nuestro servicio de suscripción gratuita de correo electrónico para recibir notificaciones cuando se disponga de nueva información.